Cuando la primavera llega a Estocolmo

Publicado el 16 abril 2010
Archivado en Rakelblue | 2 comentarios

Mis botas, que durante tantos meses han caminado sobre nieve sólida, en sólo unos días han empezado a chocar contra finísimas láminas de hielo. Muchas se parten provocando el chapoteo y tras el reguero de agua, empieza a advertirse el nacimiento de una naturaleza tan incipiente como firme. Las horas de luz se alargan dejando al descubierto una ciudad maravillosa. Es la llegada de la primavera, que rompe con todos los tópicos  y acaba con el  profundo letargo en el que, a causa del frío invernal y la ausencia de luz ha estado sumergido el pueblo sueco. Lo festejan el 30 de Abril, haciendo multitudinarias hogueras en sus numerosos parques como homenaje a la diosa de la fertilidad, en la que denominan la noche de las Walpurgis.

Todo Estocolmo sufre una sublime transformación y sus habitantes invaden terrazas, calles, parques, lagos. Su casco antiguo o Gamla Stan, donde se esconden los edificios medievales mejor conservados del norte de Europa, se llena de turistas. También los barrios de Östermalm o  Södermalm donde la visita de edificios e iglesias antiguas se puede combinar con  paradas en algunos de sus acogedores cafés, restaurantes o pubs, donde son frecuentes las actuaciones musicales de distintos géneros. Toda una estética urbana intercalada en un paisaje natural de belleza desbordante.

Rakel Álvarez / Photo: Henrik Trygg/imagebank.sweden.se

http://platea.pntic.mec.es/~jalonso/informat/alumnos/estocolmo/stoo.htm

Comentarios

2 Respuestas para “Cuando la primavera llega a Estocolmo”

  1. Jose M. (3 comments) on abril 16th, 2010 11:36

    Crisol de vidas….Estoy de acuerdo Rakel!….

  2. Gavriela (2 comments) on junio 13th, 2010 21:04

    Que afortunada eres al conocer un lugar tan hermoso.