Fremont, una calle única

Publicado el 6 diciembre 2014
Archivado en Javier | Comentarios desactivados en Fremont, una calle única

Estoy en Fremont Street, Las Vegas, pero no me imagines en un casino jugándome los cuartos que no tengo, deja ese tópico, no es del juego de lo que quiero hablarte. Estoy en Las Vegas, en la calle Fremont, miro ligeramente hacia arriba a unos 27 metros de altura sobre el suelo … ¿Sabes qué veo? Una gigantesca pantalla, la pantalla más grande del mundo. A lo largo de casi medio kilómetro, a lo largo de nada menos que 450 metros, suspendida en el aire, compuesta por 12 millones, has leído bien, 12 millones de LEDs (Diodos Emisores de Luz), controlada por nada menos que 10 ordenadores veo, con mis propios ojos, me limpio las gafas, la sigo viendo, es verdad, está ante mí, es una enorme pantalla … Se la conoce con el nombre de Viva Vision.

Fremont, experiencia Fremont

En ella se reproducen todo tipo de vídeos. Es un espectáculo inolvidable, dímelo a mí. Esto que estoy viviendo se llama La experiencia de la Calle Fremont.  Si por algo es famosa Las Vegas es por ser la pionera en todo lo relacionado con el espectáculo. Todo se ha estrenado en algún momento y precisamente ha sido allí. En las Vegas en general y más concretamente en la caller Fremont. Fue la primera calle en estar pavimentada, la primera en la que se levantó un hotel, el Nevada Hotel,  allá en el lejano 1906, el primer semáforo, el primer teléfono, el primer casino, (a que esto ya te suena) y el primer ascensor. Siempre destacó por sus grandes letreros y carteles luminosos de todos los colores.

En Las Vegas, gracias a este tipo de grandes aparadores luminosos era donde en primer lugar se promocionaban todos los estrenos cinematográficos.  La competencia de otros barrios fue obligando poco a poco a los empresarios de la Fremont Street a organizarse y a planificar conjuntamente acciones que les permitiesen seguir a la cabeza en materia de novedades tecnológicas. Con esa idea nació Fremont Street Experience, FSE.  Bien, y ¿qué hacer para que una calle se destaque del resto, justo en una ciudad en la que lo que predominan son los letreros luminosos por todas partes? La respuesta fue muy sencilla: crear el cartel luminoso más grande que nadie pueda imaginar. Nacio, así el Viva Vision. Primero fueron bombillas incandescentes y de colores. Ahora esas bombillas han sido sustituidas por LEDs y la experiencia fremont es todo un espectáculo audiovisual de primerísimo orden. Un espectáculo que si vas a Las Vegas no te puedes perder. (Para perder … ya están los casinos).

Comentarios

Los comentarios estn cerrados.